miércoles, 8 de octubre de 2008

Una de premios, una de terror

Virus del SIDA
Hace unos días se ha hecho público el Premio Nobel de Medicina de este año; ha recaído en los franceses descubridores del virus de la inmunodeficiencia humana –o virus del SIDA- y en el alemán descubridor del virus del papiloma. El descubrimiento de los primeros ha permitido –hasta ahora- desarrollar medicamentos capaces de mantener el virus a raya, haciendo de lo que era una enfermedad rápidamente mortal una enfermedad crónica y con una aceptable calidad de vida; la relación entre virus del papiloma y cáncer de cuello del útero ha permitido fabricar una vacuna capaz de impedir la infección por las cepas más comunes del virus y –presumiblemente- disminuir el número de mujeres afectadas en el futuro por la enfermedad, si bien el alto precio de la vacuna frente a su eficacia -aun insegura y parcial- hace cuestionable su inclusión en calendarios vacunales que finalmente se ha decidido por criterios más bien “políticos".

Virus del papiloma

Parece que está bien concedido el premio de este año, pero no siempre fue así. La Academia sueca, que concede el galardón, ha metido la pata algunas veces, al premiar incluso salvajadas. Egas Moniz, neurólogo portugués del pasado siglo, quedará en la historia por haber desarrollado la angiografía cerebral, método que permite estudiar las arterias y venas del cerebro mediante la inyección de contraste; no se usa ya hoy su técnica, pero fue pionero de este método de diagnóstico. En 1949 recibió el Nobel, pero no por esto, sino por ser el primero que practicó una lobotomía, operación que consiste en seccionar las conexiones del lóbulo frontal con el resto del cerebro, y que se aplicó a pacientes psiquiátricos con depresiones graves, con trastornos obsesivos u otras enfermedades mentales.

Freeman en acción
Egas Moniz fue cauto con el uso de su técnica, pero una especie de charlatán americano, Freeman, la simplificó –la practicaba con un picahielos como el de Sharon Stone, que hundía de un martillazo en el techo de la órbita entrando un poco por encima del lacrimal, y una vez dentro hacía ras, ras, y se cepillaba el lóbulo frontal de los pacientes-; iba recorriendo Estados Unidos en una especie de furgoneta –el “lobotomóvil”-, y practicó decenas de miles intervenciones de este tipo, algunas de ellas para “curar” a homosexuales o a comunistas. Parece que la última se practicó en 1967. Entretanto hizo mucho daño. La aparición de los primeros medicamentos con efectos sobre el comportamiento la arrumbaron definitivamente.
Los cinéfilos recordarán el final de Jack Nicholson en “Alguien voló sobre el nido del cuco”, o a Liz Taylor en “De repente el último verano”, en la que están a punto de lobotomizarla por ser un poco díscola o histérica. Hay en Youtube filmaciones de lobotomias reales que no enlazo por vergüenza torera.

Esto pa que nos fiemos.

22 comentarios:

panterablanca dijo...

ESto de la lobotomización me ha recordado a las teorías sobre la división del átomo de Einstein. Él las desarrolló como algo beneficioso para la humanidad, y sin embargo, se acabaron usando para desarrollar bombas atómicas (entre otras cosas).
En cuanto a la vacuna contra el papiloma, ya veremos en qué acaba la cosa. Me dan miedo estas vacunas que se loan tan alegremente. No sé, me da la sensación de que se ha ido muy rápido con esta vacuna.
Un lametón de pantera.

JOSÉ dijo...

No comparto muchas cosas de este blog. En primer lugar, el cartel de los toros.
En segundo lugar, lo de Paracuellos. No porque no crea que Carrillo es un asesino, que lo es. Sino porque creo que es algo que no hay que sacar a la luz.
En tercer lugar, con la distinción tan obsoleta y maniquea que haces entre derecha e izquierda cuando ahora ese esquema es infumable e inutilizable.

Pero aún así, debo decirte que me parece muy buen blog. Sobretodo algunos artículos que son realmente sublimes y me han deleitado, y otros sarcásticos que han hecho que mi semblante esbozase una sonrisa.

Enhorabuena por el blog. Me voy a convertir en lector asiduo.

Un saludo

Malo Malísimo dijo...

Panta ¡Que te puede la vocación!
Que a dos japonésidos y un Usano les han dado el de física, Por jugar con cosas chiquirequetechiquininas, ¡joder, Qué esfuerzo!
Pero eso de lobotomizar... ¿Se puede hacer con fármacos?, ¿dejan rastro?. Lo digo, más que nada, por que conozco unos cuantos, que... no sé me dá a mí que se la han practicado.
Por cierto, has estado trabajando, porque he notado la falta de sarcarmo y puntito sado con las últimas risitas a mi costa.
¿Por cierto, si uno mira la imagen de la joven/vieja, y la vieja le pone... ,? ¿Es malo? ¿ Me lo hago mirar? ¿lo dejo correr?
¡Ah! Felicita al Docto Doctor Centeno, ¡¡¡ Ahora es JEFE!!!

Likuid dijo...

Me ha recorrido el espinazo un escalofrío mientras imaginaba ese picahielos taladrándome.

Anónimo dijo...

Aunque no venga a cuento Me he quedado traumatizado con lo de los garbanzos. Sería asumible empezar a quitarlos a los 2 años si la cesta está bien llena, pero cuando no hay muchos de donde quitar ¿es culpa del garbancero, de la garbancera o de la marcca de garbanzos?

Likuid dijo...

Aunque no venga a cuento, me permito opinar que si los garbanzos son buenos, el garbancero y la garbancera caerán en la tentación sí o sí.

Shikilla dijo...

Me impresiona la belleza de los virus del Sida y del Papiloma, viéndolos te preguntas cómo algo tan bello y de ese colorido puede hacer algo malo.

Lo de las lobotomías me suena a película de miedo, aunque si tenemos en cuenta que la última intervención fue en 1967, queda tan cerca que te da escalofríos. Menos miedo me da, quizás, el pica-hielo, ya que el instrumental médico, sobre todo en traumatologia es como para echarse a temblar, aún así ¡cuánto más lejos mejor!

Pantagruel dijo...

Gracias por el lametón, Pantera; eso dicen los expertos, que se ha ido demasiado rápido con esa vacuna del papiloma, ya veremos.

José, me alegro de que -pese a las diferencias- te interese este blog; ya he visto que has desarrollado en el tuyo lo del maniqueismo. Yo creo que aunque el espectro de un extremo a otro sea muy amplio y haya solapamientos, el esquema sigue teniendo cierta validez.

Creo que sí, Malo, que ahora se practica una lobotomía química; es menos cruenta que la otra. Con respecto a lo de la vieja, en mi adolecencia tenía un amigo que decía: "Jo, desde que tengo novia, hasta las viejas están buenas". Si te pone la vieja, ¿no será que te has echao novia? He felicitao al Prof. Centeno en su blog, aunque no sepa porqué.

Likuid, si quieres sentir el repelus busca los videos de Freeman en Youtube

Anónimo y Likuid, la culpa es de los dos, los garbanzos en sí son inocentes, creo.

Shikilla, creo que algunas de las setas, de las serpientes y de las arañas más venenosas -por no hablar de los humanos- son las más bellas; la belleza no es una cuestión ética. El instrumental médico, o más bien quirúrgico, más tenebroso -aunque siempre lo sea- aparece en una película -"Inseparables"- en la que Jeremy Irons hace el papel de dos hermanos gemelos ginecólogos, uno de los cuales ha diseñado instrumental para intervenir a mujeres con deformidades genitales. Si estás interesada en instrumental tremendo lee mi próxima netrada, que tengo en fabricación.

Malo Malísimo dijo...

Me gusta el instrumental de Trauma, y alguno de Neuro, Es una carpintería pero en fino y elegante.
Y Bueno, que el acero es de los mejores.

Belén dijo...

Desconocía que el loco de las lobotomías le hubieran dado el nobel de medicina... que figura por dios...

me has recordado a la pobre Frances Farmer, que fue hospitalizada por enfermedad mental y era sometida a los tratamientos que se usaban en los enfermos de estas características (bueno, ella era comunista):

Electroshock, insulina, dormir con hielos... vamos, unas lindezas que pa que...

besicos

Pantagruel dijo...

El instrumental de acero siempre es muy atractivo; dan ganas de tocarlo aunque esté estéril. Los cacharros de "Inseparables" eran preciosos, brillantes, bruñidos, eran inútiles, pero no menos que muchos de los que forman parte del verdadero instrumental quirúrgico usual. Los cirujanos son muy suyos.

El del Nobel no estaba tan loco; los locos fueron sus discípulos, un poco como le pasó a Freud, salvando las distancias. Según Wikipedia es posible que a Francis Farmer se le practicara una lobotomía. Es curioso, en los 50 en EE UU la homosexualidad y el comunismo se consideraban enfermedades mentales, igual que hoy en día en el blog de Natalia Pastor y sus co-pastores, más o menos. A mi no me llaman enfermo mental, sino troll, freaky, colmillo retorcido, gilipollas y leninista -en lugar de goebbeliano, que es lo que procedía-, pero se ve que a Natalia le gusta Goebbels, y no considera que goebbeliano sea un insulto. Vaya panda.

Likuid dijo...

Creo que intentar empatizar es simple. Después de hacerlo, si sigues sin entender, lo simple es no intentar convencer.

Novicia Dalila dijo...

Genial "alguien voló sobre el nido del cuco"... y triste la historia de ese nobel mal concedido.
Sigo diciendo lo mismo... Menos mal que vamos avanzando. Lento, pero seguro (o casi).

Susana dijo...

¿ Ves lo que pasa por llegar tarde ? Que shikilla me ha pisado la entrada. Pues eso, que me han parecido muy bonitos los virus y sobre todo lo femenino que se ve el del papiloma, tan rosita y con esas florecitas.
Lo de los premio nobel ya es otra cosa. Resulta curioso ver como Stalin fue nominado en 1945 al premio Nobel de la paz por sus “ esfuerzos para finalizar la II GM.Hay que decir a favor de la Academia que su candidatura no fue ni siquiera evaluada. También Hitler en 1939 fue nominado para ese mismo premio. Esta nominación fue retirada el mismo día que se cerraba las candidaturas. Parece ser que Hitler se enfado tanto que 6 meses después invadió Noruega.
Cuando se hicieron públicos los archivos de la Academia supimos que Juan Ramón Jiménez no tenía el perfil de Nobel ( ¿ qué pefil será ese ?, lo digo por si algún día os pido que me nomineis ) y si lo consiguió fue por que España llevaba demasiados años sin lograrlo. Ah, y el pobre Galdós no lo obtuvo por motivos políticos.
Ya ves lo que son las cosas.

Pantagruel dijo...

La historia de los Nobel está llena de ausencias, y de presencias inadecuadas; por cierto que creo que el de la paz es el único que no concede la Academia sueca. Yo voy a ver si me pido uno ex-equo con el Prof. Centeno, con Malo como chamán; cuando sea senador seguro que nos lo consigue.

Susana dijo...

Pues sí Panta he estado malita... no sé si resfriado o catarro ( no sé muy bien cuáles son las diferencias ) la historia es que mi nariz fabricaba mocos en cantidades industriales con excedentes incluso para la exportación, en mi cabeza había una especie de terremoto y un montón de bichos recorrían mis extremidades con picos y martillos... y ya ni te cuento de los espesita que estaba. Con decirte que no tenía ganas de hablar te puedes hacer una idea de lo malita que estaba. Pero bueno, a otra cosa. Si al final va tener razón Hitos y eres un poco tikismikis, eh. Bueeeeno, pues no los concede la Academia.
Es broma...gracias por la corrección... TIKIS.
¿ Has visto ? Vengo con fuerzas renovadas.

Susana dijo...

Por cierto he entrado en el Blog de Natalia.
Uy, que susto...mejor me salgo no vuelva a recaer.

Likuid dijo...

Susana, más que susto, da miedo, pavor, terror, impotencia...

Pantagruel dijo...

Lo peor de todo es que -no todos, que algunos parecen intencionadamente malos y agresivos- están anosognósicos (ignorantes de su enfermedad), creen que los sanos son ellos, y así ni saben que están enfermos ni hacen por curarse.

Pantagruel dijo...

A pesar de que ya le dije que no entraría más en su blog Doña Natalia Pastor sigue dámdome caña: en un comentario a su entrada reciente "Izquierda sectaria" me acusa de "sectario", de tener "un odio atroz a la iglesia y a todo lo que representa", de "alabar, pontificar (sic) y justificar a Carrillo", de "indigencia intelectual", de "paletismo de pueblo", y de "intelectual progre". Jo, en dos días me ha cogido mas inquina que a sus peores enemigos, que comparte con Don Jiménez Losantos, y que son Zapatero, Gallardón y las ministras mujeres.

Me acusa de descalificarles llamándoles "fachas" -nunca les he llamado así, xd, xd-, "derecha rancia" -tampoco, aunque lo sean, esto es muy suave para ellos- y "nacional-católicos" -que tampoco, pues lo que les he llamado es "nacional-católico-falangistas".

Yo quisiera ya dejar este tema de Doña Natalia, y por eso no intento responderle allí. Le deseo larga vida a su blog, que mantiene entretenidos a los autores y visitantes, que cualquiera sabe de qué serían capaces esta panda si además de estar tan cabreados se aburriesen.

Lamento aburriros yo a mi vez con este asunto, fruto de mi mala cabeza, por entrar -y además opinar- en semejante sitio.

Likuid dijo...

A mi no me aburres, sino todo lo contrario. Además he de decir que Natalia Pastor no me publicó un comentario ayer mismo en su blog (está en su derecho, todo sea dicho, que para eso es suyo) y que decía, más o menos, lo siguiente, al hilo de su apellido:

Natalia, lo triste, macabro, tenebroso, cierto y peligroso es que la sectaria eres tú, o más bien los que comentan cual rebaño tus afirmaciones.

Pantagruel dijo...

Las intervenciones en el blog de Natalia está moderadas; ella -o ellos- deciden qué pasa y que no. En la página para comentarios se lee: "Todos los comentarios son bienvenidos,salvo aquellos que contengan insultos, descalificaciones o amenazas.
La libertad de expresión no esta reñida con la educación y las buenas maneras." Ellos mismos no se aplican ese cuento; en una entrada reciente llaman a LLamazares "mamporrero" (literalmente "Hombre que dirige el miembro del caballo en el acto de la generación", se supone que el caballo es ZP) en el mismo título de la entrada, ya hablé de cómo pusieron hace poco a la ministra Álvarez... si eso no son inusltos, que baje su dios y lo vea. Y eso es en las entradas, que en los comentarios para qué vamos a hablar. No es pues el insulto grosero lo que impide publicar en ese blog, sino el sectarismo de esa señora que trabaja para la COPE y que dice que esta emisora no se costea con lo que de los impuestos pasa el estado a la iglesia... Puede que sea así mientras cubran gastos, que cuando tengan números rojos ya veremos lo que hace Don Rouco con el dinero que le llega de los impuestos. Y no se les cae la cara, no.